Grabaciones
Artículos
Suscripción



           

           Entrar
       
           

         ¿Y la contraseña?

            

           Tu perfil

Contactar



         

          Mi perro me traerá tu mensaje

Philip K. Dick, las realidades paralelas y el Mercurio Alquímico

caduceus blogPuesto que una carta natal representa el mundo, o universo envolvente que acoge a la criatura recién nacida, la carta natal de esa criatura retrata el tipo de prisma a través del cual la misma percibe su mundo.
A buen entendedor pocas palabras bastan. El huevo y la gallina forman dos aspectos de la misma unidad.
Como astrólogo profesional, experimento siempre una sensación vertiginosa en el momento del encuentro cara a cara con el desconocido cuya carta he estado estudiando, porque inevitablemente ese instante me sumerje en un universo nuevo, inédito, del cual solo conozco su cartografía simbólica.
Mientras uno estudia una carta natal sin saber nada de su dueño, uno debe dejar que la imaginación le permita visualizar personajes y circunstancias que la carta le inspira.
Este proceso cumple dos objetivos. Primero de todo permite al astrólogo memorizar la carta y hacerse una idea general de su estructura y distribución, y segundo, permite al astrólogo “verse a si mismo” a través del prisma que contempla, puesto que una gran parte de lo que el astrólogo imagine de su cliente en realidad tiene poco que ver con su cliente.
Una vez completado este proceso higiénico, viene el encuentro.
Y ese encuentro siempre me lleva a constatar, hasta que punto la realidad supera a la ficción.

Cuando la consulta ha acabado y regreso a mi propio espacio, me queda la sensación de haber recibido un gran regalo.
Se me ha permitido ser testigo del funcionamiento de las correas de transmisión que conectan realidades aparentemente ajenas unas de otras, correas etéricas que manifiestan en los detalles cotidianos y pueriles del día a día la ubicuidad de unos mecanismos que escapan sutilmente a esa causalidad habitual que sosiega a la razón que busca explicaciones lógicas al desarrollo de los eventos.

La astrología es eminentemente mercurial, si me permiten la adjetivación.

Mercurio no es ni benéfico ni maléfico, carece de juicio moral, ni masculino ni femenino engloba los géneros, es el más personal de los planetas personales y simultáneamente es el puente que une los mundos sensibles de lo visible con las ideas invisibles que gobiernan la travesura universal de la vida.

La astrología es estéril cuando se pretende ajustar la realidad a la expectativa del astrólogo, aislandole en su propia pesadez y es fértil cuando permite al astrólogo escuchar las voces de los dioses hablando por boca de todo y de todos.

Quiero enseñaros un pequeño y divertido video de dieciocho segundos de duración que retrata para mi perfectamente al dios Mercurio encarnándose en el tejido de la realidad.
Confieso que me encuentro fascinado por el misterio de la realidad que siempre supera a la ficción y las intrigantes cuestiones que solo hallan respuesta… en el silencio.

http://www.youtube.com/watch?v=l9PHzEcE6So

SILENCIO blogEl 24 de Agosto de 2013 en Barcelona impartí un taller de tres horas de duración dedicado a Mercurio.
Si quieres escuchar este taller, seguramente descubrirás que Mercurio es mucho más que “el planeta de la comunicación”. El taller se titula: El arte de escuchar el silencio, y pinchando en este enlace tienes un fragmento del mismo.

Philip K. Dick
Hoy me he traído la carta de mi escritor de ciencia ficción favorito. Philip K. Dick
K. Dick es probablemente el más imaginativo y alucinante autor de novelas de ciencia ficción del siglo XX, como demuestra el hecho de que varias de sus novelas se hallan adaptado a la gran pantalla, con títulos como Blade Runner, Desafío total, Minority Repport, Screamers, Paycheck, Next, Destino Oculto, y otros títulos, además de adaptaciones a televisión.
K. Dick escribió 36 novelas y más de 120 relatos cortos, y algunas de estas novelas como Ubik, El hombre en el castillo, y Fluyan mis lagrimas, dijo el policía, son obras literarias galardonadas con prestigiosos premios.

K dickCon un simple vistazo a la carta de Philip K.Dick aparece en seguida de manera más que evidente que esta persona vive intensamente desde un plano mental e imaginativo donde la realidad misma de su universo personal se halla en constante movimiento.

El stellium en Sagitario casa nueve está amplificado por un Júpiter en la casa uno y un Urano en conjunción al ascendente en Aries, que a su vez está igualmente alimentado por la Luna y Venus en Acuario casa once.

Todo este fuego y aire puede reflejar un temperamento algo estratosférico, o al menos ciertamente original, inquieto, inconformista o extravagante.
El idealismo y la fantasía queda plasmado además en el trígono Júpiter – Neptuno, y en lineas generales parecería que todos estos parámetros retratan una personalidad dirigida hacia la elevación, pero quizás también hacia el escapismo, según se mire.

Esta carta sería en realidad bastante sencilla si no fuese por el des-acorde que la presencia de Marte y Putón en Cáncer en la casa cuatro parece representar frente a toda esa energía hiper enfocada en visiones de espacio y de libertad.

¿Que pudo ocurrir en el entorno familiar, y en los orígenes de su vida que pueda explicar el intenso terror y la sensación de peligro que esta configuración sugiere? ¿Que extraños monstruos habitan sus sueños y sus recuerdos?
¿Como concebirá su propia percepción de realidad y continuidad física -elemento Tierra- desde ese Trígono Júpiter Neptuno que por definición no es un prisma muy propenso a filtrar la realidad física al interior de unos términos convencionales?

¿Como aparecerá ese Saturno en la casa nueve conjunción Sol Mercurio? ¿Tendrá la perseverancia y la ambición de “dar forma a sus visiones”? ¿O serán estas finalmente la causa de su caída? ¿llegará a tiempo ántes de que sea demasiado tarde?

De algún modo, casi toda la carta de Philip K. Dick se polariza en estas lineas conductoras, y su historia personal, y el devenir de su existencia y su obra será el escenario de este engranaje.

philip-k-dickPhilip Kindred Dick y su hermana melliza Jane Charlotte Dick, nacieron en Chicago prematuros de seis semanas. El padre de Dick, un investigador de delitos económicos que trabajaba para el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos, había contratado recientemente seguros de vida para la familia. La compañía de seguros envió a una persona al domicilio familiar el 26 de enero de 1929; al ver a Philip desnutrido y a Jane herida, el empleado llevó urgentemente a los niños al hospital. Jane falleció por el camino, con apenas cinco semanas de edad.

Cuando Philip cumplió los cinco años, su padres se divorciaron, y aunque su padre luchó por la custodia, esta fue concedida a la madre, decidida a criarle ella sola. En 1938 se mudaron a California.

Philip no llegó a terminar sus estudios universitarios, fue presentador en la radio de un programa de
música clásica, luego vendedor de discos y publicó su primera historia corta en 1952.

El ambiente beatnick de la california contracultural de los años 50 fueron sus aguas, ideas socialistas, la oposición a la guerra, los círculos bohemios e intelectuales y los problemas para llegar a fin de mes intentando sobrevivir mal que bien como escritor de novelas. Se casó cinco veces a lo largo de su vida, tuvo dos hijas y todos sus matrimonios terminaron en divorcio.
El reconocimiento por su obra no empezaría a llegar hasta 1963, cuando obtuvo un premio Hugo por su novela El hombre en el castillo. Aunque Dick fue entonces aclamado como un genio en el mundillo de la ciencia ficción, siguió siendo un desconocido para el resto del mundo literario, por lo que sólo pudo publicar sus libros en editoriales especializadas que pagaban poco. En consecuencia, aunque publicó novelas regularmente durante los siguientes años, siguió teniendo dificultades económicas casi hasta el final de sus días. Murió joven, el 2 de Marzo de 1982, a los 52 años de edad.
Solo al final de su vida logró una cierta estabilidad gracias a los derechos de la primera película surgida de sus novelas, Blade Runner, que sin embargo no llegó a ver, pues esta se estrenó en Junio de aquel mismo año.

 
Hasta aquí situamos el marco de su biografía externa, de la cual evidentemente su carta natal refleja muchos trazos.
Pero la biografía real de una persona existe en su mundo interior, en las inquietudes y dilemas a los que se enfrenta en su fuero interno y cuya biografía temporal es solamente la capa más externa.

Este universo interior es el ámbito que al astrólogo interesado en comprender la parcela de historia universal que se desenvuelve a través del devenir de una existencia le lleva a observar la carta natal desde otras perspectivas. Los relatos de los escritores son una fuente de inspiración inagotable para el astrólogo. K. Dick sufrió terriblemente durante su vida de problemas psicológicos que inseminaron su obra, ofreciéndonos a todos una visión del mundo donde lo “real” y lo “ilusorio” carece de fronteras bien definidas, realidades paralelas se solapan y los protagonistas de sus relatos viajan constantemente en un caleidoscopio alucinante donde el tiempo y el espacio se distorsionan.

El propio Dick especulaba con la posibilidad de sufrir esquizofrenia. La enfermedad mental fue uno de sus intereses constantes. El leitmotiv del “gemelo fantasma” u “otro yo” recorre su obra. Sus personajes a menudo entablan una lucha tratando de distinguir que es real y que no lo es.
Era un voraz lector de obras de filosofía, religión y metafísica. Coleccionaba las obras de Carl Jung. Su mujer en una ocasión transcribió palabras que le oyó recitar en sueños, que resultaron ser de un antiguo dialecto griego que él jamás había estudiado. En una ocasión En una ocasión, Dick, al escuchar una estrofa de la canción de los Beatles advirtió que su hijo tenía una hernia
inguinal derecha estrangulada. Los chequeos rutinarios del bebé no descubrieron ningún defecto ni enfermedad. Sin embargo, Dick insistió en que se le efectuasen pruebas más exhaustivas para estar seguro de la buena salud de su hijo. El médico terminó por aceptar, a pesar de que el niño no presentaba síntomas de ningún tipo. Durante el examen los médicos le descubrieron la hernia, que le habría matado de no haberse operado rápidamente. El niño sobrevivió gracias a la operación.

En 1974 experimentó una serie de visiones. A medida que las visiones crecían en duración y frecuencia, Dick proclamó que había comenzado a vivir una doble vida: una como él mismo y otra como Tomás, un cristiano perseguido por los romanos en el siglo I. A pesar de que había consumido drogas y seguía haciéndolo, Dick aceptó estas visiones como reales, buscando otras explicaciones racionales y religiosas, creyendo que había establecido contacto con una entidad divina de algún tipo.

dickfreakingoutSe que a la mayoría de lectores esto les parecerá extraño, pero al invertir la Carta Tropical para invitar al personaje interno a desenmascarar su rostro (El umbral de la Memoria), resulta que el Sol ya no aparece en Sagitario en la casa 9, sino en Escorpio en la casa 12, lo que sitúa a la Tierra en Tauro casa 6.

Las obras de Philip K. Dick se caracterizan por una sensación de constante erosión de la frágil realidad perceptible. A menudo, los protagonistas descubren que sus seres queridos (o incluso ellos mismos) son sin saberlo robots, alienigenas, seres sobrenaturales, espías sometidos a lavados de cerebro, alucinaciones, o cualquier combinación de éstos; Sus historias a menudo se convierten en fantasías surrealistas a medida que los personajes van descubriendo que su vida diaria es realmente una ilusión construida por poderosas entidades externas, por grandes conspiraciones políticas, o simplemente por las peripecias de un narrador no creíble. (Escorpio 12 – Tauro 6)

Philip K. Dick nos ha legado una obra fantástica, extraordinariamente divertida y fascinante. Su autentico reconocimiento público llegó lamentablemente tarde para ahorrarle las penurias económicas por las que pasó al entregarse a su obra literaria, pero quizás su mayor logro personal haya sido el de poder darle voz y expresión a su propia dualidad interna. (En su Carta Sideral la Tierra aparece en el signo de Géminis en la casa 4).

symbol-gemini blogCuando murió, en 1982, su padre vino a recoger sus restos mortales para enterrarlo. Cuando su hermana melliza falleció en 1929, su tumba fue inscrita con los nombres de los dos, con un espacio vacío reservado para la fecha de muerte de Philip K. Dick. Finalmente, ambos hermanos descansan en paz el uno al lado del otro.

"¿Qué es la palabra? Un signo arbitrario. Pero vivimos en las palabras. Nuestra realidad, entre palabras, no cosas. No existe cosa tal como una cosa, de cualquier modo; una Gestalt en la mente. Entidad… sensación de sustancia. Una ilusión. La palabra es más real que el objeto que representa. La palabra no representa la realidad. La palabra es la realidad. Para nosotros, de cualquier modo.”
"La Realidad es aquello que, incluso aunque dejes de creer en ello, sigue existiendo y no desaparece." PKD

Espero que os halla gustado este artículo.

Aquí dejo un enlace a otro contenido relacionado

http://www.astrologiadelafuente.com/audioteca-mercurio-el-arte-de-escuchar-el-silencio/

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • Digg
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS

Trackbacks/Pingbacks

  1. Audioteca. La astrología frente a lo inconsciente. La mirada holoscópica | www.astrologiadelafuente.com | - 13 marzo, 2014

    […] 3 Grabaciones sobre las Progresiones Secundarias de la Luna Artículos BiográficosNikola TeslaPhilip K. DickMikhail TalRafael LafuenteAspectos astrológicosCuadratura Urano PlutónOposición Júpiter Plutón […]


Informacion Legal
Terminos & Condiciones
| Politica de Privacidad | Aviso Legal | Contactar 

_________________________________________________________

astrologiadelafuente.com - © 2011~2014
Todos Los Derechos Reservados - Juan de la Fuente - St Esteve de Palautordera, España