Grabaciones
Artículos
Suscripción



           

           Entrar
       
           

         ¿Y la contraseña?

            

           Tu perfil

Contactar



         

          Mi perro me traerá tu mensaje

La Luna Progresada en Virgo

Como todo signo mutable, Virgo contiene una paradoja.
El nativo de Virgo suele ser un redomado quejica o un temible controlador, y a menudo ambas cosas al mismo tiempo. O super ordenado o totalmente caotico.
Signo mercuriano,- como geminis-, es un experto en el arte de las mascaras, y su proverbial humildad es en muchos casos solo un mecanismo de defensa. Una apariencia.

Podría parecer que estoy “criticando” a Virgo, sin embargo como dice el refrán: Quien bien te quiere te hará llorar.
Y virgo bién se lo merece porque bajo ese nudo de complejos e imperfecciones, y cuando se quita la manía de controlarlo todo, brilla lo mas refinado y exquisito de lo que el Individuo es capaz de encarnar.
No es gratuito que en el Zodíaco se le otorgue la unica figura femenina humana, y no animal.

En la naturaleza secuencial del Zodiaco, Virgo cierra el primer hemiciclo. Tras el, Libra inaugura el segundo hemiciclo. Si Libra representa la interdependencia con “el otro”, es decir, el despertar a una conciencia de lo colectivo que ha de acabar en Piscis,  Virgo, por su lado representa el maximo rango de alcance de Aries, es decir, de “aquello que el individuo puede alcanzar por si mismo, y  con sus propios medios”.

Al construir una casa, puede que sepas todo lo que hay que saber de albañilería, fontanería y electricidad, pero siempre hará falta “otro”, para sujetar la viga por el otro extremo. Aquí aparece Libra, porque uno, solo, no puede. El principio de la reciprocidad y la cooperación de Libra, es el resultado de esta constatación. Es así de sencillo.

Sabiendo esto, ahora podremos comprender porque Virgo parece verse “encajonado” entre los glamorosos signos de Leo y Libra, y la importancia de este paso evolutivo.

La entrada de la Luna progresada en el signo de Virgo puede ser el momento ideal para perfeccionarse en la “vocación” que uno ha descubierto en Leo. El “juego” se convierte en “Hobbie”, el hobbie en pasión, y la pasión en oficio a traves del aprendizaje de la tecnica en Virgo.
La “perfección” es la imagen que Virgo tiene del paso evolutivo siguiente (Libra) y es lo que busca a través de la repetición, el ensayo, el pulido constante, y la autocritica constructiva. En Virgo nace el orfebre. Cuando La Luna entra en Virgo, es muy común encontrarse con el apoyo de la familia, o, como si de algún modo, justo cuando uno creía que no podia hacer nada mas, la vida pone delante los “recursos y herramientas que uno necesitaba”.

Pero, en realidad mas a menudo vemos que la entrada de la Luna Progresada en Virgo coincide con algún tipo de prueba de humildad. Lo que se viene a denominar…una crisis.
Estas crisis, suelen ser  consecuencia del hecho de que la expresión de la voluntad o la creatividad personal en Leo no ha dado los frutos que uno esperaba, o el exceso de confianza en la “especulación” le llevan a uno a enfrentarse a situaciones donde ahora le va a tocar barrer los platos rotos.

En cualquier caso, la entrada en Virgo implica arremangarse y redoblar esfuerzos, reconocer que hay mucho por mejorar y no encerrarse en el orgullo, adoptando actitudes quejumbrosas.
Aquí hay que reordenar los asuntos domesticos, “cuidar los detalles”, rebajar expectativas irreales y ceñirse a lo esencial.

En estos casos, el esfuerzo lleva al individuo, según la Luna avanza hacia el corazón del signo, a reencontrarse con la fiereza y el orgullo al demostrarse capaz de alcanzar resultados optimos, además de una mayor valoración y reconocimiento de su trabajo por aquellos a los que “sirve”, o le sirven de modelo a seguir.
Sus obras adquieren brillo y belleza, y uno empieza de nuevo a ver “reflejada su creatividad en su trabajo”.
Pero nuevamente aquí también puede aparecer la arrogancia, porque si el deseo de “demostrar lo bien que uno hace las cosas”, predomina sobre “el amor y la devoción que uno impregna en sus actos”, en los grados centrales del signo de Virgo veremos enfrentamientos y luchas de poder, al creerse uno el Don Perfecto o Doña Perfecta que sabe mas que tu.

Y claro, Virgo viene y te dice tururú! ¿Que pasa entonces?

Que mientras nuestra Luna Progresada avanza hacia el final del signo, puede que nos toque volver a caernos una vez más del pedestal. Entonces, o aprendemos finalmente la lección, y nos limitamos a ceñirnos con toda nuestra devoción a hacer, humildemente, el mayor acto de servicio hacia aquello para lo que “servimos”, o acabamos sintiendonos unos inutiles.
Humillados, enfermos, culpabilizando y criticando al mundo, al entrar La Luna Progresada en el signo de Libra, se puede caer en el peor de los vicios a los que el ego fracasado se entrega: La envidia.

Sin embargo, los ultimos grados del signo de Virgo, pueden coincidir con el despertar a una conciencia superior, cuando a través de las limitaciones, penurias, o imperfecciones que uno finalmente reconoce “de si mismo”, surje la humildad del que se acepta no como mejor o peor que este o que aquel, o mas pequeño o mas grande …sino de aquel que se descubre en “su justa medida”, y para quien lo mas  importante es dedicarse en total devoción a ser… “lo mejor de si mismo”.

Solo entonces el mundo se gira y te devuelve la mirada. El “orfebre”, o el musico, que ya domina su instrumento, su herramienta, el vehiculo de su cuerpo…ya puede integrarse en el mundo, formar parte del cuerpo de la orquesta, reconocerse…en toda su grandeza…es decir…como una minuscula parte del todo…poniendo su granito de arena.
_________________________________

En los paises latinos, solemos sostener un concepto de la felicidad muy peculiar.
La felicidad, decimos, es tener mucho dinero, y no tener que trabajar.

Este es el salto a lo Matrix que desde Leo pretendemos para llegar a Libra sin pasar por Virgo.
Y aquí, o te caes al agua (Piscis está frente a Virgo), o lo consigues pisoteando a gente que podría acabar sometida a tu servicio.

La dimensión virtuosa de Virgo, nos recuerda sin embargo, que el trabajo es posiblemente la función mas alta y noble. Porque es a través de esa función que nos sentimos “utiles” para el prójimo.
Y eso aporta una sencilla satisfacción que garantiza salud y larga vida, y vale más que todo el Oro  del Mundo.

El trabajo concebido como una función mecanica y desconectada de la “vocación”,  como algo que “uno tiene que joderse y hacer” para pagarse los minimos, mas algun pequeño vicio con el que evadirse de su realidad cotidiana, se convierte en instrumento de “control en la servidumbre”.

Lo que no tiene nada que ver con  “poner orden en el servicio”.

Poner “orden en el servicio”, a mi modo de ver implicaría echar a la puta calle a muchos politicos.
Pero para eso, primero tenemos que recordar que  la responsabilidad del ciudadano en una sociedad democratica,es recordarles a sus representantes electos… cual es su función, y demostrarles quien manda.

En vez de refunfuñar con la cantinela de que …no “saben” hacer nada.
Nuevamente…la paradoja de Virgo. 

Juan.

Por cierto, no olvideis que los suscriptores a mi Portal, están recibiendo material adicional por correo.
No te lo pierdas, y suscribete!
 

Hola, ¿Eres SUSCRIPTOR ?

Inserta entonces tu Usuario y Password para acceder a las grabaciones de cursos sobre las Progresiones Secundarias de la Luna.

O simplemente haz desaparecer este mensaje haciendo click con tu ratón fuera de este recuadro y podrás suscribirte en astrologiadelafuente.com desde el formulario de contacto que verás al costado derecho de tu pantalla.

Password olvidado?
Crea tu cuenta

No comments yet.

Deja un comentario


Informacion Legal
Terminos & Condiciones
| Politica de Privacidad | Aviso Legal | Contactar 

_________________________________________________________

astrologiadelafuente.com - © 2011~2014
Todos Los Derechos Reservados - Juan de la Fuente - St Esteve de Palautordera, España