Grabaciones
Artículos
Suscripción



           

           Entrar
       
           

         ¿Y la contraseña?

            

           Tu perfil

Contactar



         

          Mi perro me traerá tu mensaje

La Luna Progresada en Geminis

Saludos a Ana y Sara, quienes me preguntan acerca de la Luna Progresada en Geminis.

chamaeleo-chamaeleon-dibujadoCuando pienso en Geminis brotan de mi memoria los bailes de Fred Astaire y Ginger Rogers!
 No es para nada algo fuera de lo común constatar el efecto que, en progresiones secundarias, la entrada de la Luna Progresada en Geminis tiene sobre el individuo, porque suele coincidir con un cambio en el entorno de la persona, y ese cambio suele ser de una naturaleza…encantadora.

Quizás lo encantador aparece desde el entorno, bajo la forma de nuevas relaciones sociales, con las que uno encuentra rapidamente afinidad.

Se puede decir que esto es lo que sucede de manera natural, dependiendo de, y siempre y cuando un optimo grado de seguridad y auto-estima, adquiridos durante el pasaje de la Luna en el signo anterior Tauro haya sido incorporado en la personalidad.

De esto dependerá el modo en que esta nueva apertura representada por Geminis sea realmente significativa en el plano de la expresión y la comunicación, o, por el contrario, la persona esté intentando… mimetizarse en… identificarse con… o compararse a…ese “otro” ahí fuera.

Tratando de cubrir, con apariencias, la ingravidez de un sentimiento de vacio interior.
Ese es el doble filo inherente a lo “encantador” del signo de geminis.

Al penetrar La Luna Progresada en Geminis, y durante un primer periodo de tiempo, aparece la seducción, el juego, la gracia y el “encanto”.

El eco de la opinión y el espejo de la mirada del entorno, en el cual uno desea ver reflejado estima, y aprecio.

No es de extrañar que Geminis sea el símbolo de la adolescencia, cuando el joven está constantemente adaptando su expresión al molde cambiante de las imagenes idolatradas  de sus heroes y heroinas.

En cualquier caso este es el momento ideal para expandir el horizonte de conocimientos e intereses, atreviendose a explorar todos aquellos aspectos de la realidad exterior que puedan servir de catalizador para descubrir todo lo posible acerca de su propia capacidad de exteriorización, y adaptación armoniosa con el entorno.

Dependiendo de la calidad de esa primera toma de contacto con el signo, y a medida que nos adentramos hacia la mitad de el, veremos hasta que punto ese nuevo paisaje en el que uno se adentra lleva a relaciones de mayor profundidad, confianza, y compromiso o, por el contrario se ván revelando falsas, o condicionadas por motivaciones ocultas.

La verdadera comunicación exige alcanzar estratos más profundos que los meramente “aduladores”.

Este puede ser un momento dificil para el individuo cuya personalidad está insuficientemente formada, ya que aquí se puede caer facilmente en dinamicas de dominación, competición, celos, envidia, traición, donde la comunicación se vuelve manipuladora.

Estas són las situaciones donde uno  se convierte por activo o por pasivo en el objeto de influencias que le impiden a uno pensar con claridad y tomar decisiones propias, o intentará a su vez dominar a su entorno a base de enrevesados subterfugios.

En la medida en que la honestidad emocional le permita a uno evitar auto-engañarse, al adentrarnos en el ultimo sector del signo, la perspectiva y la comprensión se ensancha, y uno puede realmente empezar a destilar nociones eticas y filosoficas que aportan sentido a la experiencia.

Entonces el entorno responde, y aparecen las personas y circunstancias que ofrecen orientación, nuevas posibilidades y respuestas.

Es la apertura al aprendizaje desde una actitud mental honesta, lo que sentará las bases que proveerán al peregrino cuya Luna progresa sobre los ultimos grados del signo, con un nuevo y más profundo sentimiento de identidad propia.

De lo contrario, al utilizar sus opiniones y juicios de valor para huir de su vulnerabilidad emocional,
es practicamente seguro, que al cruzar La Luna Progresada en el umbral del signo de Cancer, el individuo retrocederá temeroso ante la vida, encerrandose, refugiandose en el pasado.

Impidiendose en el fondo superar el reto y la oportunidad que Geminis ofrece:

El de aprender a madurar.

Ana me preguntaba acerca de está progresión cotejandola con una Luna natal en escorpio, en  el quinto grado.

Debo decir que la combinación de Geminis y Escorpio es una de las más dificiles del Zodiaco.

Si esa luna natál está fuertemente coloreada por una actitud…desconfiada hacia el entorno y hacia aquellos a los que quiere atraer a su alrededor, cabe la posibilidad que el pasaje de la Luna en Geminis  pueda volverla un tanto ambigua o paranoica en ciertas situaciones.

Pero es posible que de ellas, y a la larga, aprenda perfectamente a distinguir a sus verdaderos amigos.
                                                        ———————–
Tengo también un comentário de Sara, para quien esta progresión coincide simultaneamente con una Luna Nueva Progresada, en conjunción con su descendente natal.

Una Luna Nueva Progresada no indica en si necesariamente ningún acontecimiento concreto, pero marca el final de todo un ciclo lunar abriendo uno completamente nuevo. Lo que vaya aconteciendo durante este periodo de tiempo tendrá un significado mucho más profundo, a la larga, de lo que posiblemente parezca ahora.

Durante la Luna Nueva algo empieza a brotar desde el fondo del alma. Una nueva aspiracion, un nuevo objetivo,  o quizás sencillamente un sueño.

No olvides que una Luna Nueva continua siendo una Luna Oscura, es decir, algo está brotando desde el interior del ser, y posiblemente uno tendrá que esperar mas adelante, cuando la Luna alcance  unos 30º de arco con respecto al Sol, para saber realmente que es lo que está naciendo.

A la ritmica Soli-Lunar no hay que darle prisas.

Sin embargo, es importante ir dejando ciertas cosas del pasado atrás, si uno no quiere malquistar el fragil nuevo impulso vital que sacude las entrañas del ser.
Se trata de estar atento, escuchar sus propios impulsos e intuiciones, y tirar hacia adelante con ellos.

Por referencia a la cuspide del descendente, parece que al interior de esa Luna Nueva, se ventila una completa re-orientación respecto a tu lugar en las relaciones, y al mundo en general.
 
Si quieres saber de que trata una Luna Nueva, tienes que hurgar primero en el pasado, es decir, entrar en Anamnesis.
 
Una manera de hacer esto es recapitulando la epoca de tu ultima Luna Nueva Progresada. Hace muchos años de eso, ya lo sé, pero es muy posible que puedas, reflexionando un poco constatar como algo acerca de las características de tus circunstancias actuales, encuentran eco en las características de aquella Luna Nueva anterior.

Quizás no tanto como causa-efecto, sino como por una cierta…familiaridad.
Echale un vistazo, reflexiona y me comentas, ¿Vale Sara?

¿Que Luna quereis que miremos para el próximo Blog?

Un saludo a todos los lectores de este Blog!

Juan de la Fuente.

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • Digg
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS

¿Eres SUSCRIPTOR de astrologiadelafuente.com?

Inserta tu Usuario y Password para descargar tu copia de mi libro sobre las Progresiones Secundarias de la Luna.

O simplemente haz desaparecer este mensaje haciendo click con tu ratón fuera de este recuadro

Password olvidado?
Crea tu cuenta

No comments yet.

Deja un comentario


Informacion Legal
Terminos & Condiciones
| Politica de Privacidad | Aviso Legal | Contactar 

_________________________________________________________

astrologiadelafuente.com - © 2011~2014
Todos Los Derechos Reservados - Juan de la Fuente - St Esteve de Palautordera, España