Grabaciones
Artículos
Suscripción



           

           Entrar
       
           

         ¿Y la contraseña?

            

           Tu perfil

Contactar



         

          Mi perro me traerá tu mensaje

La luna progresada en casas natales y casas progresadas.

casas-astrologicasHacía tiempo que no escribía nada acerca de las Progresiones Secundarias, y me gustaría añadir algo más a la série de Blogs que ya he escrito acerca del tema. Se refiere al significado de las Casas en las Progresiones Secundarias, y en particular a la interacción entre las Casas Natales y las Casas Progresadas.

Una pregunta muy común entre los estudiantes es la siguiente:
¿Donde observamos los emplazamientos de los planetas progresados, en las Casas Natales o en las Casas Progresadas?

La respuesta es: en ambas.
Pero como todo en la astrología, la interpretación depende fundamentalmente del establecimiento de un critério o contexto adecuado, pues si no tenemos un criterio adecuado basado en la comprensión de la naturaleza dinámica del fenómeno astrológico, el intérprete confundirá fácilmente los términos, y se perderá por los cerros de Úbeda en sus elucubraciones.

Así que voy a explicar como funciona esto.
Las Casas Natales enmarcan la información al interior de un contexto fijo ya establecido. Tomemos la progresión de la Luna por las casas natales como ejemplo. La Luna progresada en una casa natal situa las actividades y circunstancias de esa casa en un plano prioritário durante el tiempo de esa progresión.

La calidad y la cualidad de la relación que el individuo haya establecido con ese campo vital a lo largo de su vida es lo que va a salir a la luz, y al prestar atención a esos asuntos, la Luna Progresada transforma la experiencia en nuevos recursos para ir completandose como persona.
Estamos hablando aquí de la posibilidad de
sacarle fruto a la experiencia. Es decir; madurar.

De ahí la importancia de observar simultáneamente la Casa Natal por la cual transita Saturno
. Ya que Saturno nos indica exactamente el lugar (Casa Natal) donde uno tiene que hacer un esfuerzo suplementario para superar su inmadurez, comblar sus carencias, y así poder hacerse un poco más dueño de su própio destino.

¿Que papel ocupan las Casas Progresadas en todo esto?
Evidentemente no ocupan un papel importante al principio de la vida, ya que entonces las Casas Progresadas y las Natales continuan siendo aproximadamente las mismas. (Recordemos que avanzan a 1º por año aproximadamente)

Pero si tomamos como referencia simbólica -para poder ilustrar lo siguiente- un sistema de casas iguales de 30º cada una,  y entendemos que las cuspides de las casas progresan a un ritmo aproximado de 1º por año, eso nos muestra como cada 30 años se produciría una intersección entre una cúspide progresada, y la cuspide natal de la Casa siguiente.
A partir de este momento, a los 30 años aproximadamente, cuando la Luna Progresada entra -por ejemplo- en una Casa 6 Natal, entra simultáneamente en la Casa 5 Progresada.

joven-viejo30 años más tarde, la cúspide progresada habrá avanzado hasta la siguiente cúspide natal. En este momento, -alrededor de los sesenta años-, cuando la Luna Progresada entre en esa misma Casa 6 Natal, entra simultáneamente en la Casa 4 Progresada.

(La velocidad de progresión es variable, al igual que la posición de cúspides en cualquier otro sistema de casas. Los datos que estoy ofreciendo son un ejemplo orientativo, para que el lector entienda con facilidad, no una afirmación generalizable. Diferentes ejes de cuspides progresan a diferentes velocidades dependiendo de la latitud y la epoca del año)

¿Cual es el criterio natural de interpretación que se deriva de esta observación?

Esta observación nos aclara que Un mismo contexto fijo ya establecido, que es el fruto de la experiencia personal (Casa Natal,) queda intercalado con un contexto temporal que es esencialmente genérico, transpersonal y en principio común a todos (Casa Progresada)

Ilustremos esto. Fijémonos en la Cuspide del Bajo Cielo, o Nadir, o Casa 4.
Es una Casa Angular, por lo tanto determinante en la orientación en la vida.
Al principio de la vida el Nadir Progresado viaja por el espacio de la Casa 4. El marco familiar es lo importante, pues uno es de entrada el fruto y resultado de las influencias de ese mismo entorno familiar que a uno le acoje y alimenta.  Como el Nadir es el punto opuesto del Cenit, podemos observar el mismo movimiento en el polo opuesto de la carta.
Las aspiraciones profesionales en la vida (Medio Cielo) son tambien un reflejo de las expectativas condicionantes de lo que los padres socialmente esperan de sus hijos (Casa 10).

Hacia los 30 años, el proceso de asimilación(Cancer) e in-corporación (Capricornio) de todo este bagaje familiar y social, debería dar lugar a un acto de individualización (Casa 5 Natal) sobre el cual uno va estableciendo una nueva estructura própia (Casa 4 Progresada). Su vocación, su creatividad y sus própios hijos, en breve; Su identidad única, diferenciada (en un mayor o menor grado) de la familia (Casa 5 Natal).

Mientras, el Cenit, o cúspide de la Casa 10 Progresada, progresa sobre la Casa 11 Natal, por lo tanto, las decisiones que uno toma en la vida (Casa 10 Progresada) se convierten en sus automatismos e inercias, y se ocupa su lugar como individuo en el seno de una colectividad donde el sujeto se integra como parte del engranaje de la sociedad (Casa 11 Natal) al que va quedando uniformizado y del cual cada vez le costará más cambiar (Acuario). Este es el patrón genérico a partir de los 30 años aproximadamente.

Bien, sumemos a nuestra vida otros 30 años. Al cumplir los 60 años aproximadamente, la Progresión Secundaria del circulo de casas, situa el Nadir sobre la cúspide de la Casa 6 Natal, y por lo tanto el Cenit Progresado ingresa en el espacio de la Casa 12 Natal.

A esa edad, los temas de salud, y la necesidad de poner orden en los asuntos familiares cobran importancia, ser de ayuda a los suyos y tener la ayuda de los suyos (Combinación 4 – 6) mientras que uno se acerca al ocaso de su carrera u oficio, y se enfrenta a las consecuencias irremediables de aquello que uno ha hecho, – o no ha hecho- de su vida y con su tiempo. Evidentemente, uno desearía haber podido asegurar su posición (Casa 10) para enfrentarse al desvalimiento senil (Casa 12)
(Combinación 10 – 12)

Con-sideraciones de largo alcance se derivan de este critério.
Las progresiones marcan el paso del tiempo, y ese corre igual para todos. Por lo tanto,

Un mismo contexto fijo ya establecido, que es el fruto de la experiencia personal (Casa Natal,) queda intercalado con un contexto temporal que es esencialmente genérico, transpersonal y en principio común a todos (Casa Progresada)

He aquí la impronta del marco personal (Casas Natales) y el desarrollo arquetípal de la vida (Casas Progresadas).

Entendiendo esto, ahora el astrólogo puede extrapolar el mismo critério simbólico a todas las Casas, abriendose a recibir libremente el mensaje implícito a todo esto, independientemente de sus própias ideosincrácias, gustos y proyecciones.
Por ejemplo, una Luna Progresada en la Casa 1 Progresada, indica un nuevo impulso que emerge a la luz. Cuando simultáneamente atraviesa la Casa 2 Natal, es la necesidad (Luna) de dar forma real al impulso lo que a la persona le lleva a tener que enfrentarse a sus própias limitaciones (la Casa Natal transitada por Saturno)

La Luna Progresada es el reloj personal que indica donde cómo y cuando, que aspectos de esa relación espacio-temporal queda focalizada por las circunstancias, y se convierten en aspectos destacados de su momento presente.

Pero, genéricamente hablando, un Descendente Progresado, alcanzará la cúspide de la Casa 9 Natal a los 60 años. Esto en si nos muestra lo que empieza a ocurrir en la vida cuando uno empieza a establecer sus relaciones personales sin pensar exclusivamente desde la entrepierna (Casa 8).

En conclusión, frente a la pregunta acerca de cual es la Casa sobre la cual uno ha de observar la Luna Progresada, la respuesta es: ámbas.
Y no puede ser de otra manera, pues sin el arte de la síntesis, toda la información derivada de la multiplicidad de factores astrológicos de una carta, no puede transformarse en otra cosa más que un aparatoso galimatías Frankeinsteniano, por ende, bastante nocivo para la salud mental, pues no se destila un sentido unitivo, ni abre horizontes nuevos.

Nunca dejemos de aprender.

CASI TODO lo que sé acerca de las Progresiones Secundarias en tus manos!

Descarga mi libro titulado: Progresiones Secundarias de la Luna y el devenir de la existencia. Pago con tarjeta de Débito, tarjeta de Crédito o PayPal desde este botón. En cinco minutos tienes el libro!

Progresiones secundarias de la Luna y el devenir de la existencia.
Un libro para astro-navegantes - 12.50 € El mejor manual de Progresiones Secundarias!
Precio: €12.50

1189312_apple_music11Y para saber MÁS AÚN, audición por prepago de casi tres horas de charlas y talleres sobre las Progresiones. Este es el enlace a esta pieza de nuestra AUDIOTECA

Con estas guias, y un poco de práctica por tu parte, las Progresiones Secundarias en el bolsillo!
mapa-tempPídeme tu Mapa Personal de las Lunaciones, y ya entonces tienes el libro y  tu vida cartografiada al detalle.


 

 

 

 

 

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • Digg
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS
No comments yet.

Deja un comentario


Informacion Legal
Terminos & Condiciones
| Politica de Privacidad | Aviso Legal | Contactar 

_________________________________________________________

astrologiadelafuente.com - © 2011~2014
Todos Los Derechos Reservados - Juan de la Fuente - St Esteve de Palautordera, España