Grabaciones
Artículos
Suscripción



           

           Entrar
       
           

         ¿Y la contraseña?

            

           Tu perfil

Contactar



         

          Mi perro me traerá tu mensaje

La carta natal del Alzamiento Nacional

dibujoejn Hace unos días publiqué un corto artículo acerca de la Carta Progresada de la Monarquía de España.
Mis lectores me han enviado algunos comentarios muy agradecidos y he decidido extender ese artículo agregandole este otro, en el cual presento la carta del régimen anterior a la Monarquía. El Alzamiento Nacional y el Régimen de Franco.

Las empresas colectivas también tienen su personalidad, pues existen, son emanación y responden del Anima Mundi que respira en todo lo que se menea en la superficie de nuestro planeta.

Insisto en que la Astrología Mundana no es mi especialidad, por lo cual no pretendo interpretar esta carta de otra manera que no sea la de observar, a través de ella, una…personalidad, un…personaje.

Alzamiento Nacional¿Que nos cuenta está carta natal?
Esta carta que vemos a continuación corresponde al cielo de la ciudad de Melilla, en la tarde del 17 de Julio de 1.936. A esa hora, comenzaba la sublevación contra la autoridad de la II Republica. Los perpetradores de los hechos que acontecieron esa tarde dieron a su criatura un nombre y un apellido. Lo llamaron Alzamiento Nacional.

Si miramos la carta, salta inmediatamente a la vista la presencia de hasta siete planetas en el signo de Cancer, pero también impacta la presencia de Jupiter en conjunción al Ascendente en Sagitario.
Esa combinación Sagitario-Cancer se intuye en el nombre de la criatura que empezaba a ver la luz: Alzamiento…Nacional.

He aquí que la carta sugiere una personalidad cuya mirada está tremendamente preocupada por lo…familiar o tribal…(Cancer) y simultaneamente se ve a si misma como campeona heróica de una causa, o misión liberadora (Sagitario) en la que quiere involucrar…a todos los demás (7 planetas entre casa 7 y 8).

Como el “objetivo o ambición” Solar aparece en Cancer en la casa 8 conjunto a Venus y Plutón, no sería de extrañar que parte de esa…causa o misión, implique un profundo temor hacia aquello que pueda ser percibido como tóxico o …malo o… amenazador para el bienestar y la felicidad del “clan”. Late por tanto el deseo de…extirpar o destruir…ese “mal”.

Como Cancer se centra en establecer distinciones muy claras entre los “suyos”, y los que no son de los “suyos”, -lo que afin de cuentas define al Nacionalismo como idea-, la Casa 7 combinada con el fuerte elemento Sagitariano señala la tendencia a extender su idea de la justicia por todo su horizonte.
La conjunción de Marte con la Luna exacerba las sensibilidades, y Marte con Mercurio no es muy ducho en la diplomacia, sino más bien polémico. La emotividad e irritabilidad es muy palpable.
La triple conjunción Luna Marte Mercurio nos habla de familias rotas por la lucha fratricida, de la lucha por la supervivencia y del hambre y el miedo.

Esta carta tiene un Jupiter absolutamente arrasador. Así que tenemos esta personalidad fogosa, obsesiva, auto-engrandecedora, dinámica y “cegada” por un exceso de identificación con una idolatria de un pasado “imperial”.
Es la personalidad del que se cree en posición de juzgar y pontificar porque está convencido de tener la razón de su parte. Solo que su idolatría parece que refleja un conflicto irreconciliable. (T-cuadrada mutable entre Jupiter, Saturno y Neptuno)

Por un lado la tentación de entrega en la fé. Aquí Neptuno en Virgo casa 9 se disfraza de virginal piadosa, -y controladora- sirvienta.
Por otro lado, un temor interno que impide el uso de la comunicación y del intelecto de un modo honesto, fluido y libre. (Saturno en casa 3 en Piscis).
Esta es una carta que da para mucho más, sobre todo cuando "a toro pasado" la historia nos muestra sus consecuencias. Pero solo garabateo los rasgos principales.

El aspecto de trígono entre los signos de Agua (Sol Plutón Venus en Cancer 8 y Saturno en Piscis 3), es bastante reveladora de lo mejor y de lo peor que podía ofrecer el régimen.
Lo peor era la muerte, la represión de la libertad de expresión, de la libertad sexual, y el asfixiante poder de la Santa Madre Iglesia, la autarquía aislacionista y el caciquismo de los terratenientes.

Lo mejor, posiblemente, fué la construcción de cientos de presas y de embalses -toda esa agua contenida-, que permitieron al país aprovechar al máximo sus preciados y escasos recursos hidráulicos.

Es muy interesante observar que la Luna en esta carta (13º21´de Cancer) está casi en el mismo lugar que en la Carta Natal de la Monarquía Española (11º29´), con lo cual ambos regímenes pertenecen a una misma raiz o historia familiar, aunque por suerte en la carta de la Monarquía la Luna se aleja a 10º de Marte, mientras que en la carta del Alzamiento la Luna se acerca a 2º Marte. Que duda cabe que la Monarquía representa un tiempo en el que el pueblo y el Estado intentan alejarse de un pasado plagado de guerras civiles y rupturas sociales mientras el Alzamiento detonaba una más de la larga historia de guerras en nuestro país.

Fui formado en el Centro de Astrología Psicológica de Londres, donde aprendí de mi maestra Liz Greene que cuando se trabaja como retratante de las inquietudes de un cliente con su Carta Natal, el consultor astrólogo debe ser en igual medida compasivo…e implacable.
Compasivo… pues la persona es “sujeto” de todo lo que le está ocurriendo, y está moldeando su destino a cada paso a través de “aquello” que pulsiona tras el umbral de su mirada.

Implacable… pues esa misma “personificación” que la Carta Natal retrata, es también una alucinación, una mascarada que encierra la mente en un astuto juego de auto-justificaciones.

Si esta fuese la Carta natal de una persona, cuya historia personal reflejase este entramado,
¿No debería ser uno completamente compasivo hacia el sufrimiento que semejante trampa halla podido causar en su propia vida, y en la de los suyos?

¿No debería uno ser implacablemente honesto hacia el carácter prepotente, manipulador y violento, que se esconde bajo la superficie de sus grandes ideales?

Por el hecho es que las mentiras, el sufrimiento y la locura forman también parte del Anima Mundi, y esto obliga a todo astrólogo que se toma su trabajo con seriedad, a ser imparcial. En mi trabajo como consultor astrólogo, solo puedo pretender hacer eso, e intento hacerlo siempre del modo más impecable que pueda, implacable y compasivo. Y siempre aprendo alguna faceta nueva del Alma del Mundo, pues son mis clientes quienes me enseñan. Yo solo dejo que los símbolos actuen, cobren vida, se constelen dibujando trazos que en su conjunto esbozan un retrato. Una Carta Natal dibuja un rostro, una história “nuclear” hecha de pulsiones que van trazando un hilo conductor… un argumento.
Si la astrología es Uraniana, su función es la de producir un “shock”. El shock de comprenderse a si mismo como complice de lo que hasta ese momento uno…no entendia.

Me gusta mucho mi trabajo. El encuentro con cada persona, con su carta natal, y el diálogo que se establece, es siempre una oportunidad para comprender que esa misma carta natal que tanto parece condicionarnos es solamente…una fotografía del pasado. Un recuerdo. Una impronta en la cual necesitamos aprender a reconocernos, para no pasarnos la vida entera ciegamente atrapados por su imágen.

Me pregunto lo que nos deparará el futuro, -en realidad no lo se-, pero espero que al menos sepamos siempre aprender de los errores pasados, porque en realidad…ese es el único centímetro cuadrado de libre albedrío que tenemos.

 

Comments are closed.

Informacion Legal
Terminos & Condiciones
| Politica de Privacidad | Aviso Legal | Contactar 

_________________________________________________________

astrologiadelafuente.com - © 2011~2014
Todos Los Derechos Reservados - Juan de la Fuente - St Esteve de Palautordera, España